Arte en Córdoba

Guías expertos e historiadores

Entrada al recinto incluida en el precio

Mejor valorado en guías

«El patrimonio es el legado que recibimos del pasado, aquello que vivimos en el presente y lo que transmitimos a generaciones futuras»

Comenzamos el nuevo curso con una muy buena noticia: ya se han iniciado los trabajos para la rehabilitación del antiguo convento de Regina.

Vista del Convento de Regina Coeli

Vista del Convento de Regina Coeli. Fuente: Cordobapedia

Un poco de historia

Este convento se funda en 1499 por doña Mencía de los Ríos en unas casa de su propiedad. De la orden de Santo Domingo, recibiría el nombre de Regina Coeli, Reina de los Cielos. La vida del convento se vio sacudida por la epidemia de peste amarilla que asoló la ciudad en 1804. Tras la muerte de 14 de las hermanas, la comunidad de dominicas decide abandonar el convento y refugiarse en el de Scala Coeli. Cuando regresaron, no sería por mucho tiempo: en 1837 el convento es suprimido y expropiado, y se convierte en casas de vecinos; la iglesia seguría abierta al culto durante unos años más, aunque finalmente, también será vendida. A partir de este momento, se empleará para fines tan diversos como teatro de comedias para aficionados, fábrica de paños, almacén de tocino, Cuartel o o fábrica de moneda falsificada. Sin duda, este último el más curioso, sobre todo porque el responsable de dicha fábrica resultó ser un niño. Por último, en los años 80 del siglo XX se empleará como almacén y finalmente, queda abandonada, lo que hace que se deteriore rápidamente.
Cabe destacar que el artesonado, original del siglo XVI, ha sobrevivido a todos estos avatares y algunos más -en concreto, 4 incendios-, siendo uno de los mejores elemento mudéjares de la ciudad

El proyecto Regina

Dado el estado el pésimo estado de conservación, sólo se recuperará el claustro con sus elementos originales, patios que se convertirán en jardines arqueológicos, y la propia iglesia, donde se ubicarán dos museos: el Museo de la Ciudad, dedicado a las cuatro culturas (romana, musulmana, judía y cristiana) y el Museo Cofrade, gestionado por la Agrupación de Cofradías de Córdoba. El primero se situará en la nave de la iglesia, mientras que el segundo ocupará los dos pisos del coro.
De esta manera, este proyecto tiene una dimensión más amplia que la mera restauración de un inmueble histórico. Esto por sí sólo ya sería importante, ya que no podemos olvidar que el conjunto fue declarado Bien de Interés Cultural en 1979. Pero con los museos, Regina se recupera para ser disfrutado por todos. Córdoba tendrá un punto más de interés para los viajeros, que además será una excusa, o una invitación, a recorrer su entorno y descubrir así otra Córdoba: la de Orive, la de San Pedro o la de la Almagra. Lo que se dice, en fin, matar dos pájaros de un tiro. O en este caso, tres.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info

aceptar